12 maneras eficaces de reducir las arrugas

María Fernandez
María Fernandez

¿Te preocupa que tu piel se vea cada día más débil y pálida de lo que debería? He aquí 12 maneras de reducir la continua aparición de arrugas en tu rostro.

Los expertos afirman que muchas de las mujeres se desesperan en la lucha contra las arrugas y algunas de ellas sufren de depresión al ver con impotencia como el resplandor de su juventud se va. Esto se debe a que muchas personas piensan que el envejecimiento de la piel es inevitable y no hay manera de retrasarlo, pero este no es el caso. Para reducir las arrugas hay muchos remedios eficaces y estos son algunos de ellos:

Protégete del sol. Esta regla es la básica y la principal razón por la que aparecen las arrugas. Para evitar esto, usa protector solar durante todo el año que te protegerá de enfermedades como el cáncer de piel y además evitará las arrugas.
Deja de fumar. La mayoría de los estudios confirman que el humo de los cigarrillos envejece la piel mediante la liberación de una enzima que descompone los componentes importantes de la piel como el colágeno y la elastina. La piel de los fumadores es 40% más delgada y fina que la de los no fumadores.
Descansa lo suficiente. Los dermatólogos insisten en que la falta de sueño es el mayor enemigo de la belleza. Cuando no se duerme lo suficiente, la producción del colesterol aumenta y esto hace que las células de la piel se descompongan. Si quieres parecer más joven y hermosa, necesitas tener unas vacaciones relajantes. Esto conducirá a una mayor producción de la hormona de crecimiento humana, que hace que la piel sea gruesa, elástica y fuerte.

Duerme boca arriba. La Academia Americana de Dermatología advierte que dormir de lado aumenta las arrugas en las mejillas y el mentón. Dormir boca abajo conduce a la producción de arrugas en la frente.
El uso de gafas de sol es altamente recomendado. Las gafas de sol protegen la piel alrededor de los ojos de cualquier daño. Si necesitas usar gafas para leer, pero no lo haces, deberías empezar a hacerlo ya que forzar la vista puede a largo plazo aumentar las arrugas de la zona ocular.
Come más pescado, especialmente el salmón. El pescado es una gran fuente de proteínas, uno de los componentes básicos de la piel. La proteína es también una fuente de ácidos grasos esenciales conocidos como omega 3. Los ácidos grasos esenciales nutren la piel y te ayudan a prevenir las arrugas.

Consume más soja. Los estudios muestran que ciertas propiedades de la soja pueden ayudar a proteger la piel contra el envejecimiento. Los contenidos de la soja te ayudarán a mejorar la apariencia de la piel, la suavizarán y mantendrán bajo control las arrugas.
Bebe cacao. El cacao contiene altos niveles de dos flavonoides dietéticos que protegen la piel del daño que le puede provocar la luz solar y, además, ayudan a mejorar la renovación celular y la hidratación.

Come más frutas y verduras. La clave para una piel joven está en los antioxidantes. Estos compuestos combaten el daño causado por los radicales libres, que a su vez hace que la piel se vea más joven y radiante.

Utiliza cremas hidratantes. No descuides el poder de éstas ya que minimizan las arrugas finas y las hacen menos visibles.
No te excedas con el lavado de la cara. El agua del grifo remueve los aceites protectores naturales y la humedad de la piel que protegen de las arrugas. El frecuente lavado hace que la piel se vuelva seca y propensa a las arrugas.

Los ácidos AHA también son importantes. Estos ácidos naturales reducen la apariencia de las líneas finas de las arrugas, eliminan la capa superior de células muertas y estimulan la producción de colágeno.

Debes cuidar diariamente de tu piel para que no pierda su aspecto sano y elasticidad natural.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *