Como prevenir la obesidad infantil en tus hijos

María Fernandez
María Fernandez

La obesidad infantil es ya un verdadero problema de salud en el mundo en el que vivimos. Para evitarlo, puedes hacer mucho desde casa. Descubre cómo  prevenir la obesidad infantil para evitar que tus hijos sean parte de la estadística.

Por qué debemos prevenir la obesidad infantil

  • Por qué  10 de cada 100 niños menores de 5 años presentan sobrepeso. Muchos de ellos son por falta de buenos hábitos alimenticios.
  • Por qué el 7% del presupuesto nacional destinado a salud, se gasta en tratar problemas relacionados con la obesidad, como diabetes o hipertensión, que ya se presentan en los niños.
  • Por qué hay más niños que niñas obesos. Esto se revierte al crecer: en la adolescencia, las niñas lideran la tendencia de sobrepeso y obesidad en el país.
  • Por qué nuestro país ostenta el primer lugar a nivel mundial de niños con obesidad. El segundo lugar es de Estados Unidos, país con los adultos más obesos.
  • Por qué al crecer, los niños obesos tienen 12 veces más probabilidades de fallecer entre los 25 y 35 años de edad por problemas relacionados con el sobrepeso.

Como prevenir la obesidad infantil de nuestros hijos

Para prevenir la obesidad infantil que desayunen siempre

Cambiar los hábitos de tus hijos es más fácil de lo que crees. Acepta el compromiso y mejora su calidad de vida. Aquí te decimos como puedes prevenirlo.

Asegúrate de que tus hijos prueben un alimento en la primera hora desde que despiertan. Después de ocho horas de sueño, el cuerpo necesita energía para comenzar a funcionar correctamente y recuerda: el lunch no sustituye a este tiempo de corrida, ambos son necesarios!

Para preescolar: licuado de plátano con avena y un pan tostado con una cucharadita de margarina untada.

Para primaria: un huevo revuelto con jitomate picado, un licuado de plátano y dos tortillas.

Para secundaria: dos tacos de frijoles con queso panela, aguacate y un plátano. Si actualmente no estén acostumbrados a desayunar, intenta introducir este hábito. Notarás muchas mejoras en su rendimiento diario.

Para prevenir la obesidad infantil deben de comer en el recreo

El refrigerio de media mañana debe mantener estables los niveles de glucosa de los niños. La recomendación es darle un alimento preparado (como un sándwich o dos quesadillas), una porción de frutas y/o verduras y agua simple.

Para preescolar: media torta de huevo a la mexicana y una rebanada de piña en tiras.

Para primaria: Dos rollos de jamón de pavo con aguacate, un paquete de tostadas de maíz horneadas y un vaso pequeño de coctel de frutas.

Para secundaria: un sándwich de aguacate con queso panela y pico de gallo, una porción de ensalada de zanahoria con jícama y una manzana

Hazlo un día antes para que pue das hacer un balance entre los ingredientes; por ejemplo, usa pan integral o con cereales de granos, queso panela en vez de otros más grasosos o pechuga de pavo

Para prevenir la obesidad infantil deben de comer en comida y cena lo siguiente

Para la comida y cena ofrece guisados preparados por ti. La comida casera en México utiliza preparaciones balanceadas en general; sólo evita utilizar empanizados, frituras o capeados y opta por soluciones más saludables en la cocina como asado, al vapor o hervido. Prepara aguas de fruta sin azúcar en vez de refrescos o, si lo prefieres, dales agua simple. Si tienen actividades a media tarde, como clases de baile, natación o karate, ofréceles al salir un refrigerio más (como un puño de nueces con arándanos, una fruta o medio sándwich de crema de cacahuate). Recuerda: entre más pronto y rápido acostumbres a tus hijos a los sabores naturales, menos dependerán de la comida chatarra en el futuro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *