Pollo al ajillo con limón

María Fernandez
María Fernandez

En la actualidad son muchas las recetas que han variado para hacerle paso a un ingrediente peculiar pero muy saludable, este es el limón, que ofrece un gusto y aroma muy original a cada comida y que le otorga muchos beneficios al organismo.

Por lo general, el limón es utilizado para jugos o para la preparación de postres, sin embargo, muchas personas han descubierto un uso mejor: como condimento adicional en las comidas, esto se debe a los grandes beneficios que aporta, como los siguientes:

*Alivia el estreñimiento.

*Aporta anticuerpos.

*Tiene propiedades anticancerigenas, antibacterianas, antisépticas y curativas.

*Controlan la presión.

*Es fuente de vitamina C.

*Es refrescante.

En el caso de la preparación del pollo al ajillo con limón, este ingrediente adicional le ha dado un toque refrescante y muy original a una receta que se ha vuelto tradicional en las comidas españolas, siendo muchas veces el plato principal.

Ingredientes para el pollo al ajillo con limón

Estos ingredientes para el pollo al ajillo con limón harán que tu receta sea deliciosa y espectacular, podrás sorprender a tu familia o invitados con una receta que lleva pocos ingredientes a cambio de un gusto impresionante, conoce los ingredientes que necesita esta receta:

*1 kilo de pollo, troceado.

*7 u 8 dientes de ajo.

*Zumo de 3 o 4 limones.

*50 mililitros de aceite de oliva.

*2 hojas de laurel.

*Romero, tomillo, sal y pimienta al gusto.

Preparación del pollo al ajillo con limón

La receta del pollo al ajillo con limón es muy sencilla y saludable de preparar, tan solo necesitarás de aproximadamente 45 minutos de cocción y podrás obtener una cantidad de 250 calorías al final de la preparación, conoce los pasos a seguir:

*Paso 1: Trocea y limpia el pollo completamente, deja algunos trozos con piel para que esta grasa natural le aporte un gran gusto a la preparación, deja escurrir el agua y condimenta los trozos al gusto, déjalo macerar aparte.

Nota: El romero y el tomillo le darán a los trozos de apoyo un sabor y aroma distintivos.

*Paso 2: Golpea suavemente los dientes de ajo de manera que no queden totalmente triturados, partidos ni pelados, esto hará que queden suaves al momento de freírlos.

*Paso 3: Coloca un sartén a calentar con los 50 mililitros de aceite de oliva, una vez se caliente a una temperatura adecuada, agrega los ajos y dejarlos freír hasta que se doren, una vez dorados retíralos del fuego.

*Paso 4: En este mismo aceite coloca los trozos de pollo y las hojas de laurel a freír, espera a que el pollo se cocine bien y adopte un tono dorado, sin llegar a tostarlo, cuando estén dorados retira el aceite sobrante.

*Paso 5: Exprime el zumo de los limones, teniendo especial cuidado en que las semillas no queden en el zumo, para esto puedes utilizar un colador convencional.

*Paso 6: Una vez retirado el aceite sobrante, añade los ajos ya pelados y enteros junto con el zumo del limón, si vez que el pollo se ve seco, agrega más zumo de limón.

*Paso 7: Ve removiendo el pollo para que se impregne del zumo del limón y los ajos a medida que se va cocinando, deja que el zumo de limón se consuma completamente, una vez consumido el zumo, deja que el pollo se cocine por 5 minutos más y luego retíralo del fuego.

Ocasiones para el pollo al ajillo con limón

La receta de pollo al ajillo con limón es muy tradicional en España y se suele preparara en restaurantes y en casa para toda ocasión, cualquier persona puede disfrutar en cualquier momento de esta excelente receta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *