¿Qué es el switch duodenal?

María Fernandez
María Fernandez

El switch duodenal, derivación duodenal, o sencillamente “BPD-DS” por sus siglas en inglés, es un tipo de intervención quirúrgica dentro de las diversas cirugías que existen para perder peso. La cirugía consta de dos partes, una llamada restrictiva y la otra de malabsorción. El objetivo de la primera es restringir la cantidad de alimento de tal forma que pase una cantidad limitada por el estómago; la segunda consiste en reducir el tracto intestinal para que así el cuerpo pueda asimilar menos nutrientes.

Se trata de una cirugía que se lleva practicando desde hace varios años y que ha dado excelentes resultados, aunque es importante señalar que sólo se recomienda a pacientes con condiciones extremas de sobrepeso y con pocas posibilidades poder mejorar su condición por otros medios.

¿Qué se realiza durante un BPD-DS?

Las especificaciones varían según la decisión del cirujano y los requerimientos del paciente, pero de forma general se realizan dos acciones:

Se reduce el tamaño del estómago entre un 50 y hasta un 70%. Esto con el fin de crear un estado de saciedad de forma rápida.

Se crea una nueva ruta en el intestino delgado de tal forma que una porción de los alimentos pasa de forma directa al intestino grueso. Además, se conecta el ducto biliar proveniente del hígado hacia la nueva ubicacipon. Esto con el fin de reducir la absorción de carbohidratos y grasas en el primer tracto del intestino.

¿Cuáles son sus ventajas?

  • Este tipo de cirugía ha probado ser muy efectiva debido a sus dos funciones (restricción de ingesta y restricción de absorción), la tasa de pacientes que vuelve a ganar peso es considerablemente baja.
  • Excelentes resultados en pacientes de diabetes tipo II. Estos resultados han sido tan favorables que algunos cirujanos están empleando este método como “cura” o “tratamiento” contra la diabetes.
  • No suele haber el llamado “efecto de dumping” el cual suele ser común en otro tipo de procedimientos. Se trata de un síndrome ocasionado por el transporte de alimentos sin digerirse propiamente del estómago al intestino, provocando malestar, vómitos,  fatiga, entre otros síntomas.
  • Los pacientes pueden regresar a dietas normales de forma rápida y no suelen tener problemas controlando una ingesta moderada debido a que sienten saciedad rápidamente.
  • Una parte de la cirugía es reversible (en intestino) debido a que éste no es removido.

¿Cuáles son las desventajas?

  • Los pacientes que se someten a un switch duodenal deben de complementar su dieta con vitamínicos y suplementos minerales debido a que el duodeno absorbe parte de éstas. (Calcio y las vitaminas A, D, E y K).
  • Algunos cirujanos pueden considerar necesario remover la glándula biliar, lo cual puede tener otras consecuencias en el estilo de vida del paciente.
  • Se recomienda que los pacientes se realicen chequeos médicos de forma regular, especialmente pruebas de sangre para corroborar niveles correctos de vitamina y calcio. Esto se puede traducir en un costo elevado ya que estos estudios se sugieren se hagan de forma regular y de por vida.
  • El procedimiento realizado a nivel del estómago es irreversible.

 

¿Quiénes son candidatos a un switch duodenal?

De acuerdo a los parámetros establecidos por la NIH en Estados Unidos, este procedimiento se recomienda a pacientes con el siguiente perfil:

  • IMC superior a 40.
  • IMC superior a 35 con otras condiciones tales como Diabetes tipo II, enfermedad coronaria, apnea u osteoartritis.

Es importante que el paciente esté consciente de los cambios que habrá en su estilo de vida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *