Requisitos necesarios para el lipoláser

María Fernandez
María Fernandez

El lipoláser es una técnica altamente recomendada en una gran variedad de casos. Sin embargo, existen algunas limitaciones con el fin de garantizar la correcta salubridad del procedimiento. Estas limitaciones están pensadas para determinados casos, en ocasiones, muy específicos, y tienen como objetivo evitar que la persona que se somete al tratamiento corra riesgos innecesarios.

Lipoláser, puntos a tener en cuenta

El primer requisito que debe cumplir aquella persona que esté pensando en someterse a un procedimiento con lipo laser, es no sufrir sobrepeso. Las personas con más de un 20% de sobrepeso deben abstenerse de realizarse una intervención de estas características. En primer lugar, porque la intervención apenas resolverá su problema, y, en segundo lugar, porque pueden ocasionarse complicaciones a lo largo de la intervención.

En segundo lugar, debe tratarse de una persona sana, dado que realizar la intervención a alguien con enfermedades cardiovasculares o algún problema inmunológico, puede conducir a complicaciones tales como un aumento o disminución peligroso del ritmo cardíaco, o infecciones, al no responder como debería su sistema inmune ante la introducción de la cánula con láser.

El tercer requisito es gozar de una piel elástica. Por esta razón, el lipolaser no está recomendado para mujeres de avanzada edad. Se trata de un requisito muy importante, ya que si la piel no goza de la suficiente elasticidad, no podrá adaptarse al nuevo contorno una vez terminada la intervención.

Un tercer punto que debe tener en cuenta aquél que se someta a un tratamiento con lipo-laser, es que no debe haber recibido ningún tipo de intervención quirúrgica en la zona a tratar. De ser así, la luposuccion laser no podrá llevarse a cabo, dado que las complicaciones que podrían aparecer durante el procedimiento serían impredecibles y podrían llegar a ser realmente peligrosas.

Por último, cabe destacar que el lipolaser no se puede realizar a mujeres embarazadas, a fin de evitar posibles complicaciones relacionadas con su estado. Durante la preñez el cuerpo sufre cambios fisiológicos importantes, y los tejidos grasos se alteran, siendo utilizados por el organismo de formas no convencionales. Por esta razón, realizar una intervención con lipo-laser a una mujer embarazada podría acarrear complicaciones.

Como puedes ver, los casos en que el lipolaser no puede realizarse son muy pocos. Prácticamente cualquier persona puede disfrutar de los beneficios de tan avanzada técnica. Por supuesto, si crees que podrías sufrir alguna de las contraindicaciones anteriormente expuestas, pero no tienes la total seguridad, te recomendamos encarecidamente que te acerques al centro más cercano donde se realice la operación, y plantees tus dudas directamente al doctor. Él te recomendará la mejor opción a escoger.

Si no sufres ninguno de los problemas antes expuestos, quizá te interese conocer cómo es el posoperatorio en una intervención con lipolaser.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *